¡Envíos gratis a toda la República Mexicana!*

0

Tu carrito está vacío

abril 18, 2018 3 translation missing: es.blogs.article.read_time


 

No es tan difícil convertirse en una persona experta en ahorrar agua. Te damos unos consejos muy fáciles de seguir para que este líquido vital nos dure mucho más tiempo. 

Tal vez te hayas visto en esta situación. Un día, al llegar a casa, giras la llave del lavabo y apenas cae un chorrito delgadito, delgadito y luego, nada. ¡Caos! No habrá agua toda la semana por reparación de bombas en la colonia. Entonces empiezas a valorar lo fácil que era prender la lavadora para tener ropa limpia en minutos, entrar a la regadera y bañarte fácilmente, jalarle al excusado… y otras actividades que, por esa semana, serán un reto para ti y tu familia. 
Solemos obviar que el agua siempre estará ahí cuando abrimos la llave. Que vivimos en un mundo donde los continentes están rodeados de este líquido. Sin embargo, de ese 100%, el 97.5% es agua salada, mientras que solo el 2.5% es dulce, y de ese porcentaje, solo 21% podría llegar para uso y consumo humano (pues el otro 79% se encuentra en forma de hielo en los polos y glaciares). 
Al ver que esta escasez no es una exageración sino una realidad, no queda más que cuidarla. Y, si bien no podemos ir a echarles la mano en las reparaciones de bombas y tuberías, sí podemos tomar acciones en casa con los niños. Ta vez se vean como pequeñas, pero en verdad son grandes para el mundo.

El hábito de no dejar correr el agua

¿Has notado cómo muchas personas dejan la llave del agua abierta mientras se lavan los dientes o tallan los platos? Algunas veces lo hacen por pereza, otras por descuido o costumbre, pero para quien procura ahorrarla, ver agua potable correr es como una tortura. Por eso, es buena idea inculcarles a los niños que, mientras ayudan en las tareas domésticas, solo abran las llaves para tomar el agua necesaria. Con el tiempo notarás que ya lo hacen sin pensarlo. 

Aparatos inteligentes

Si ya estás pensando en comprar una nueva lavadora o lavavajillas, elige una que tenga etiqueta A+, A++ o A+++. Este tipo de electrodomésticos ahorran un 50% de consumo de agua gracias a sus sistemas económicos y sus programas de media carga.


El cubo mágico

Habrás notado que, al meterte a bañar, esa agua que corre mientras esperas a que salga la caliente es totalmente limpia y desperdiciada. Una buena idea es aprovecharla en una cubeta. Esta puede servir para bajarle al excusado o para trapear el piso. Si no le cayó nada de jabón, ¿qué tal darles esa cubeta a tus hijos para que se entretengan regando las plantas?

Revisar las fugas

Estar al tanto de las fugas de agua ayudará mucho a que no se desperdicie. Una forma fácil de saberlo es cerrar todas las llaves o salidas de agua en la casa y ver el medidor. Si este está activo, como si se estuviera utilizando, entonces es señal de una fuga y habrá que repararla.



Lavar ropa junta

Hay veces que urge lavar el uniforme de tus hijos para el día siguiente y, por la falta de tiempo, a veces no queda más que poner una lavadora para este fin. Según datos de Greenpeace, el lavado de una carga completa de ropa de la máquina utiliza menos agua y energía que dos cargas medias. Entonces, para que se aproveche más este recurso, busca más prendas que necesiten lavarse (toallas, fundas de las almohadas, batas, pijamas). 


Regaderas ecológicas

Hoy es muy fácil encontrar en los supermercados o tiendas especializadas en hogar esas regaderas que reducen o distribuyen mejor el caudal del agua de la regadera. Permiten ahorrar entre un 18% y un 47%. Los reductores pueden usarse no solo en la regadera, sino en las llaves de los lavabos y en el fregadero. 

Baño en tina sin culpas

Si tienes pequeñitos y sueles bañarlos en una tina convencional, te habrás dado cuenta de que es mucha la cantidad de agua que se va en esta actividad tan necesaria. Para ahorrar agua sin sacrificar este baño delicioso de tus niños, puedes optar por las tinas de Tubbies. Estas ocupan entre 120 y 140 litros de agua, mientras que una convencional usa de 300 a 350 litros. Al final, el diseño de las tinas permite que esta agua empleada en el baño de tus hijos pueda ser reutilizada para el excusado o la limpieza de pisos.
Si quieres conocer cómo funcionan estas tinas ecológicas de Tubbies, entra aquí. https://tubbies.mx/ 
Funcionan para niños entre 8 meses y 8 años de edad. 

Subscribe