¡Envío gratis de tu tina Tubbies a toda la república mexicana!

Tubbies

Tips, consejos, estilo de vida, niños... Todo lo que mamá necesita conocer.

Y tú, ¿bañas a tu bebé de una forma segura?

Para las mamás y papás primerizos, el cómo bañar a un bebé de forma segura es un tema que puede provocar pesadillas, pero no lo sufran, disfruten ese momento con estos tips.


Llegó la hora del baño, ese momento culminante que marca el inicio de una rutina de aseo que seguirá por muchos días hasta que el peque pueda hacerlo por su cuenta. Mientras ese punto no llega, toca a mamá y a papá hacerlo.

Es entonces cuando surgen interrogantes como ¿y si llora? ¿Qué tal que no le gusta el agua? ¿Se puede ahogar? Spoiler alert, todo eso podría pasar, pero no ocurrirá si tomas las precauciones debidas. Como en Tubbies deseamos brindarte toda la información para que la hora del baño sea un placer y tengas seguridad al bañar a tu pequeño, reunimos estos consejos.

1. No dejarlo solo

Ni un minuto. Es conveniente que la hora del baño sea un tiempo donde nada más exista. Así que mejor olvidarse del celular, de las series, de cualquier distracción y dedicarse enteramente a tu peque. Dado que hay agua, el bebé puede ahogarse incluso con menos de 3 centímetros de esta, así es mejor estar completamente al pendiente de él en la hora del baño. Esto aplica más cuando es muy bebé, pero también cuando ya son niños más grandes. 

2. Tener lo necesario a la mano

Antes de ir a la tina, es muy útil tener cerca todo lo que se va a necesitar para el baño: jabón, shampoo, toallita, esponja, talco, loción, pomada, juguetes, termómetro. Haz una lista de todo y tenlo a la mano para que cada que toque baño, ya estés preparada(o). Cada descuido para ir por algo que se olvidó puede ser importante.

3. Llenar la bañera a un nivel seguro

Según el sitio Baby Center, una regla general para los niños pequeños y mayores es que el agua nunca rebase su cintura estando sentados.

4. Meter al peque hasta que la tina esté llena

Esto porque si se llena cuando el bebé esté dentro, puede sufrir los cambios de temperatura, pero también porque podrías no calcular bien la cantidad necesaria. Mejor tenerla llena y a temperatura agradable para entonces sí, ¡al agua, patos!

5. Medir la temperatura del agua

Para evitar que tu bebé pase un mal rato (o sufra hasta de quemaduras), medir el agua con termómetro antes de meterlo a la tina es una buena idea. Cada bebé es distinto e incluso cada día puede cambiar de gusto por la temperatura del agua. Por lo regular se usa alrededor de 37ºC (que es la temperatura del cuerpo), pero tu hijo o hija es el mejor termómetro. Un agua arriba de los 48ºC ya pude ocasionar quemaduras en su piel en cuestión de segundos. 

Además del termómetro, probar el agua con el codo es otra prueba infalible de que el agua está al punto y removerla para que esté pareja (se usa el codo porque las manos resisten más las temperaturas extremas). Aun si está a la temperatura perfecta, conviene tener un recipiente de agua caliente o fría en caso de que haya necesidad de regularla y hacer sentir más cómodo a tu bebé.

6. Sentarse en vez de pararse

Para los bebitos que ya pueden levantarse, es mejor enseñarles que dentro de la bañera es mejor estar sentados. Esto evitará resbalones y accidentes.

7. Mantener los aparatos eléctricos lejos de su alcance

Desde una secadora de pelo hasta un teléfono celular. Es mejor evitar cualquier inconveniente y mantener estos aparatos lejos de la bañera.

8. Tener tapetes antiderrapantes

Esto aplica tanto para dentro como fuera de la tina de baño. Dentro ayudará a que los bebés no se deslicen, fuera, para que mamá o papá no se resbalen si el piso se moja.

9. Una tina segura

Si tus peques ya tienen edad para alcanzar las llaves del agua, conviene taparlas con algún protector para evitar que se golpeen o que abran la llave del agua caliente y suceda un accidente. Hay algunos protectores que parecen juguetes y son muy lindos. Tener una tina sin llaves, como las de Tubbies, evita este tipo de accidentes, pues los niños estarán seguros sin nada con que puedan golpearse.


10. En casos de emergencia…

Volver al punto uno. Si tu mamá está afuera, llueve horrible, olvidó las llaves y debes bajar a abrirle, entonces, saca a tu bebé de la bañera, envuélvelo bien en su toallita y llévalo contigo para abrir. Ante cualquier emergencia, jamás déjalo solo en la bañera, siempre se podrá retomar el baño.

Deja que la hora del baño sea un momento seguro y de esparcimiento. Conoce toda la oferta de tinas que tenemos en Tubbies aquí: tubbies.mx.